13 de dic de 2017

FRESCURA PERMANENTE

  FRESCURA PERMANENTE Por: JONATHAN D’ ESTRADA   Amigo lector, te saludo con el gusto de cada semana, esta vez dis


Por OFICINA | viernes 11 de agosto del 2017 , 07:36 p.m.

 

FRESCURA PERMANENTE

Por: JONATHAN D’ ESTRADA

 

Amigo lector, te saludo con el gusto de cada semana, esta vez disfrutando del sofocante calor de los últimos días acompañado de un delicioso helado de café…  de esos que encontramos en el centro de la ciudad.

Los helados no son otra cosa más que una crema congelada, por lo general a base de lácteos tales como leche, crema y a menudo en combinación con frutas u otros ingredientes y sabores. Se endulza con azúcar, saborizantes, edulcorantes o miel. Además de yemas de huevo, nueces, frutas, chocolate, galletas, frutos secos, yogur y sustancias estabilizantes.

Se puede fijar como origen probable del helado la presencia de bebidas enfriadas con nieve o hielo en las cortes babilónicas, antes de la era cristiana. Por allá del 400 a. C., en Persia, un plato enfriado como un pudín o flan, hecho de agua de rosas y cabello de ángel, se asemejaba a un cruce entre un sorbete y un pudín de arroz, el cual era servido a la realeza durante el verano.

Los persas habían dominado ya la técnica de almacenar hielo dentro de grandes refrigeradores, enfriados de forma natural, conocidos como Yakhdan. Estos almacenes mantenían el hielo recogido durante el invierno o traído de las montañas durante el verano. Trabajaban usando altos receptores de viento que mantenían el espacio de almacenado subterráneo a temperaturas frías. El hielo era luego mezclado con azafrán, frutas y otros sabores variados.

El helado constituye uno de los triunfos de la tecnología de alimentos, y el aire es uno de sus principales ingredientes. Sin este, el helado sería una nieve de leche, pero con el aire se convierte en un sistema coloidal de alta complejidad. Consiste en una espuma semisólida de celdas de aire rodeadas por grasa emulsificada junto con una red de diminutos cristales de hielo que están rodeados por un líquido acuoso en forma de sol.

Esto es lo que hace efectivamente la diferencia entre una nieve y un helado, el aire combinado con una baja temperatura de -40 centígrados y grasa hidrogenada se trasforma de un líquido a un espumoso sólido agregándole sus saborizantes y estabilizadores, obtenemos un delicioso helado.

Ahora bien, comerse un helado estos días es una carrera contra reloj para que no gotee y ensuciarse. No hay remedio, con el calor del ambiente la crema helada aguanta muy poco, al menos aquí en México,  ya que en Japón han encontrado la manera de que los helados mantengan su forma durante mucho más tiempo.

La magia del asunto se encuentra en la composición del helado y en la adición de polifenol líquido extraído de las fresas. El mágico y frío alimento es fruto de una investigación del Biotherapy Development Research Center Co, según informa Asahí Shinbun. Y el helado se llama "Kanazawa Ice" o helado de Kanazawa: se vende en uno de los distritos más turísticos de esta ciudad, Higashi-Chaya. Muy conocido por sus Geishas.

El polifenol líquido consigue que la grasa y el agua no se separen de la mezcla base del helado, por lo que este mantiene su forma a pesar de que la temperatura del ambiente sea alta. Los helados de Kanazawa son capaces de no derretirse incluso tras 5 minutos al sol; conservando su aspecto sin que varíe su sabor: según quienes lo prueban sigue estando delicioso.

Por si no lo sabías, su precio en Kanazawa Ice es de 500 yenes; algo así como $82.00 pesos. *NI*

 

ÚLTIMAS NOTICIAS

PUBLICIDAD

ARCHIVO