23 de nov de 2017

EXTERMINIO DE CATRINES

  EXTERMINIO DE CATRINES Por: Jonathan D’ Estrada Amigo lector, te saludo con el gusto de cada semana, esta vez desde la


Por OFICINA | martes 17 de octubre del 2017 , 06:26 p.m.

 

EXTERMINIO DE CATRINES

Por: Jonathan D’ Estrada

Amigo lector, te saludo con el gusto de cada semana, esta vez desde la comodidad de mi casa, abriendo el refrigerador y tomar unos cuantos hielos… y me surge la duda de ¿cómo será en la Antártida?

Es el continente más austral de la Tierra. Está situado completamente en el hemisferio sur, con      14 000 000 km², es el cuarto continente más grande después de Asia, América y África. En comparación con Australia, la Antártida es casi dos veces su tamaño. Alrededor del 98 % de su territorio está cubierto de hielo, que tiene un promedio de 1,9 km de espesor.

La temperatura en la Antártida ha alcanzado los –89,2 °C, aunque en la época más fría del año puede llegar a –63 °C. El año pasado había alrededor de 135 residentes permanentes, pero en las estaciones de investigación dispersas en todo el continente residen entre 1000 y 5000 personas durante todo el año.

La fauna es muy escasa en el continente, pero en el océano que lo rodea, cuyas aguas están a una temperatura apenas por encima del punto de congelación del agua marina, es decir sobre los –1.8 °C, abunda la fauna marina como por ejemplo: El pingüino emperador, el lobo marino antártico, el leopardo marino, la foca de Weddell, la foca cangrejera, y la foca de Ross; aves voladoras, y aves no voladoras como los pingüinos de barbijo, el de vincha o papúa y el de ojo blanco o de Adelaida.

Este último pingüino tiene de 60 a 70 cm de longitud y alrededor de 4 kg de peso. Su rasgo distintivo es el anillo circular blanco que rodea el ojo y las plumas en la base del pico. Estas largas plumas ocultan la mayor parte del pico rojo. La cola es un poco más larga que las de otros pingüinos.

La organización ecologista Greenpeace reportó la muerte de miles de crías de pingüinos en la Antártida, fenómeno que se produce por segunda vez en los últimos 50 años. El catastrófico hallazgo, fue realizado por científicos franceses en la isla Petrels, donde comprobaron la existencia de miles de crías muertas y no nacidas en una zona conocida como ‘La tierra de Adelaida’.

Especialistas del Centro Nacional de Investigación Científica de Francia, con el apoyo del Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF), estudian desde 2010 una colonia de 18 mil parejas de pingüinos Adelaida del este de la Antártida. A su arribo, descubrieron que sólo dos crías habían sobrevivido tras la última temporada de reproducción, misma que terminó a inicios de éste año.

La tragedia se explica por los inusuales niveles de los bancos de hielo a finales de verano: los adultos se vieron obligados a ir más lejos para buscar el alimento para sus pequeños, que murieron de hambre. La coordinadora de Océanos de Greenpeace, Estefanía González, aseveró que es la segunda vez que se comprueba una mortandad de este tipo en los últimos 50 años, y por eso es que diversas organizaciones medioambientales están reclamando una acción urgente para declarar la zona como un área marina protegida.

Este fenómeno, añadió, correspondería a ─“evidentes impactos que está causando el cambio climático y el accionar del hombre, especialmente a través de la pesca y el aumento del turismo”. “Desde Greenpeace estamos llamando para que se extienda una zona de protección marina en el lugar. Por eso la relevancia de la próxima reunión de la Comisión para la Conservación de los Recursos Vivos Marinos Antárticos que sesiona en Australia la próxima semana”─, mencionó.

La presencia inusual de hielo significó entonces una traba adicional para los pingüinos, los que debieron sumar cerca de 100 kilómetros de recorrido para buscar alimentos para sus crías, se indicó en el comunicado de Greenpeace, ese hielo extra proviene de una gran rotura que se produjo en 2010, cuando se desprendió y quedó a la deriva un iceberg gigantesco.

En tanto, el jefe de los programas polares de WWF, Rob Downie dijo que es un riesgo abrir esta área a la exploración de la pesca de krill, ya que mermaría la base alimenticia de los pingüinos Adelaida, además de que intentar recuperarse de dos catastróficos fracasos reproductivos llevaría más de cuatro años.

Por si no lo sabías, la anterior mortandad pingüinos se produjo en 2013 debido a la existencia récord de hielo, a lo que se sumó un episodio de lluvia sin precedentes.

 

 

ÚLTIMAS NOTICIAS

PUBLICIDAD

ARCHIVO