15 de ago de 2018

Como ya es tradición, desde hace 59 años la peregrinación pasó por Tepeji

Por Marisol Martínez Cruz. Tepeji del Río, Hgo.- Llenos de fe y de esperanza, miles de peregrinas y peregrinos llegaron a descansar una


Por OFICINA | viernes 20 de julio del 2018 , 06:04 p.m.

Por Marisol Martínez Cruz.

Tepeji del Río, Hgo.- Llenos de fe y de esperanza, miles de peregrinas y peregrinos llegaron a descansar una noche en este municipio a su paso rumbo a la Basílica de Guadalupe en la Ciudad de México.

Casi una semana antes de pasar por este municipio, los peregrinos iniciaron su andar desde la Sierra Gorda queretana, a su paso se van sumando más personas de Querétaro,  San Juan del Río y Ojo de Agua,  a los largos contingentes.

Fue un aproximado de 20 mil mujeres y un similar de hombres quienes llegaron a este municipio, cabe resaltar que  alrededor de las 6:50 de la mañana del jueves 19, primero lo hicieron las mujeres, y como cada año,  en Ojo de Agua, se ofició una misa y descansaron unos momentos en el lugar conocido como los Nidos, en Santiago Tlautla, para llegar hasta el centro del municipio en donde por fin pernoctaron.

Mientras tanto, las áreas municipales de Salud y Sanidad, Reglamentos, Seguridad Pública, Protección Civil, Servicios Públicos, CAAMTROH y Ecología emplearon un trabajo en conjunto con el objetivo de garantizar a las personas  seguridad en su salud.

 Los rostros de cansancio eran visibles, algunas mujeres empujaban las carriolas de sus hijos, otras más con el reboso los cargaban en la espalda, como cada año, iba gente de todas las edades.

En momentos, parecía que ya no podían más, pero la fe por llegar al Tepeyac y estar frente a la “Morenita”, les daba esas fuerzas para continuar su andar.

Ya por la tarde del mismo jueves, llegaron los hombres, al día siguiente, es decir a las primeras horas del viernes, las mujeres, volvieron a formar los contingentes para seguir con su andar, más tarde,  las siguió el contingente masculino.

Con sombreros, gorras, tenis cómodos, rezando y cantos religiosos,  iniciaron su andar, algunas, llevaban en brazos una imagen del Niño Dios, de Cristo y cuatros de la Virgen de Guadalupe.

Martha Pérez Nicolás, peregrina de la Sierra Gorda queretana, platicó a Nueva Imagen que desde hace nueve años  participa en la peregrinación y lo hace como una tradición, ya que su mamá así lo hizo por muchos años, pero que ahora está delicada de salud y por ello viaja en los camiones del equipaje.

Algunas otras, dicen que lo hacen por un compromiso que tienen con la Virgen de Guadalupe, otros más por manda, en fin, no importa el motivo, lo cierto es que miles emprenden la travesía que dura casi dos semanas caminando, sin importar los cambios climáticos, ya que hay tramos, dijeron, que marchan bajo la lluvia.

Una vez que llegan a su destino, escuchan la misa y agradecen a la “Morenita” por tantos favores recibidos y sobre todo por cumplir 59 años de tradición de una de las peregrinaciones más grandes a nivel nacional. *NI*

 

ÚLTIMAS NOTICIAS

PUBLICIDAD

ARCHIVO