24 de nov de 2017

Profesor denunciado por lastimar a niño

*Puede perder un dedo; la lesión cuando el maestro cerró la puerta


Por OFICINA | viernes 20 de octubre del 2017 , 06:54 p.m.

Por Miguel Ángel Martínez Hernández 

 

Con fecha 14 de octubre, Adelina Mendoza López, madre de familia de la secundaria Quetzalcóatl de la colonia San José en Tula presentó una denuncia por el delito de lesiones y lo que resulte en contra del profesor J.L.P.G., quien le aplastó un dedo con la puerta de un aula del plantel a su menor hijo (identificado con las iniciales C. de J. H.M), y por lo cual, corre peligro de perderlo.

La querella de investigación está asentada en el expediente 16-RAC-04001-2017, y en ella la tutora señala que el pasado 26 de septiembre, aproximadamente a las 11:30 de la mañana fue notificada por la psicóloga de la escuela de que su hijo fue trasladado al hospital debido a que sufrió un accidente.

Sin embargo, en el acta de hechos señala que no se trató de un accidente, sino que el profesor J.L.P.G, sorrajó (sic) la puerta del salón contra su hijo, lo que le provocó las lesiones ya descritas.

La afectada narra que ese día llevó de inmediato a su niño al médico para que le realizaran curaciones dado que en la escuela sólo de dicho mencionaron que lo habían trasladado al sanatorio, pero que no fue cierto, una vez que estuvieron en el médico -comenta- le recetó antibiótico y le dio cita para el tercer día, pero le recomendó llevarlo con un especialista.

La denunciante prosiguió con el dicho de que al otro día fue a la escuela y que pidió hablar con el profesor J.L.P.G. y con el subdirector Jesús Alón, a quienes hizo ver que necesitaba dinero para las curaciones, y que no quería perjudicar a nadie, y que sólo busca que se le apoye porque ella carece de los recursos para garantizar la atención de especialistas.

Refirió que derivado de las primeras atenciones que le dieron los gastos ascienden a más de 5 mil pesos y que acudió a la secundaria para que se le apoyara, y que le dieron 700 pesos y después 500, pero que como los gastos por medicamentos y curaciones eran constantes, llegó un momento en que le dijeron que ni un peso más le iban a dar.

Así, la madre asegura que los primeros 5 mil pesos fueron subsanados poco a poco por el profesor, pero que actualmente ya se le ha practicado una operación al menor a fin de que no pierda el dedo, y que junto con la atención que ha recibido de ese tiempo para acá, los gastos ya suman más de 16 mil 500 pesos, que hasta el momento no han sido pagados.

Ante la negativa que le dieron en la escuela, el martes pasado, la madre de familia acudió a los Servicios Regionales de Educación con sede en Tula donde se entrevistó con José Mota García, supervisor general de la zona 14, quien informó del seguro del que pudieran allegarse por parte de la Secretaría de Educación Pública de Hidalgo (SEPH) para poder solventar los gastos del menor.

La autoridad educativa aseguró que se está en la mejor disposición de hacerse cargo de todos los gastos médicos, incluso de la rehabilitación del menor, pero que para hacer válido el seguro uno de los documentos que se requieren es la factura por los servicios médicos, con la que no cuenta por no tener dinero y haber firmado un pagaré por la cirugía.

El anterior martes, Adelina Mendoza se entrevistó con el profesor J.L.P.G. y el subdirector de la Lázaro Cárdenas, quienes se comprometieron a tratar de conseguir el dinero para que se liberase la factura, y una vez que cuenten con ella, poder hacer válido el seguro y reponer el efectivo.

Hasta el momento la carpeta de investigación sigue su curso, ya que la madre del menor argumenta que existe una amplia posibilidad de que su niño pierda el dedo, por lo cual quiere llevar el caso hasta las últimas consecuencias a fin de que se responda por los daños causados al menor. *NI*

 

ÚLTIMAS NOTICIAS

PUBLICIDAD

ARCHIVO