18 de oct de 2018

No al albazo legislativo, exigen diputados electos de Morena

*Priístas y sus aliados pretenden reformas para que el Congreso siga controlado por el Ejecutivo, argumentan. *La policía estatal con s


Por OFICINA | martes 31 de julio del 2018 , 06:25 p.m.

*Priístas y sus aliados pretenden reformas para que el Congreso siga controlado por el Ejecutivo, argumentan.

*La policía estatal con su equipo antimotines llegó y repelió a los manifestantes con bombas de gas lacrimógeno.

*Abraham Mendoza acusa a la coordinadora del Congreso de negarse al diálogo.

*Ante los hechos violentos ocurridos en la sede del legislativo, se supo que los diputados sesionaron en otro lugar, para cerrar el actual periodo.

Por ARMANDO MARTÍNEZ ARZIQUE

PACHUCA, HGO.- Como una violación a la soberanía y autonomía del Congreso del estado es como califican las reformas que pretenden hacer los grupos parlamentarios del PRI, PAN, PANAL y PVEM, a la Ley Orgánica del Poder Legislativo, dijeron los diputados morenistas Jorge Miguel García Vázquez y Miguel Ángel de la Fuente López, mientras que, acompañados de simpatizantes y diputados locales y federales electos mantenían cercadas las instalaciones legislativas, tratando de manifestarse este martes 31 de julio durante la última sesión ordinaria de la LXIII Legislatura de la entidad y evitar que se aprueben esas reformas, entre otras disposiciones que habrían de subir a tribuna.

La policía estatal con equipo antimotines intervino para evitar que los manifestantes ingresaran al registro, aunque algunos diputados electos lograron brincarse el cercado para llegar hasta la torre legislativa. Bombas de gases lacrimógenos se detonaron en medio de un conato de enfrentamiento entre uniformados e inconformes haciendo correr a las personas que rodeaban una de las entradas de las instalaciones del Congreso local.

La regidora Lucero Ambrosio se dijo agredida por uniformados y el líder estatal de Morena Abraham Mendoza Zenteno reclamó que la coordinadora del Congreso no haya querido dialogar con ellos. 

Por su parte, Miguel Ángel de la Fuente López señaló que las reformas pretendidas son a modo para que el ejecutivo del estado siga teniendo el control sobre el cuerpo parlamentario, que no tenga autonomía ni represente un contrapeso al gobernador de Hidalgo, por ello se hace esta movilización, para evitar que se aprueban leyes coercitivas mediante votación de mayorías absolutas, es decir, ya no habría votaciones económicas para aprobar o rechazar lo que se dictamina al interior de las comisiones legislativas, lo que se contrapone a lo dispuesto en la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y la propia del estado.

“Es una aberración, un retroceso a la forma de expresarse del pueblo”, aseveró el legislador.

Por su parte, Jorge Miguel García Vázquez explicó que la reforma a la Ley que rige el quehacer legislativo, se trata de cambiar la forma de elegir al presidente de la Junta de Gobierno que hasta ahora se ha otorgado al partido que tiene mayoría y que en este caso le tocó a la diputada plurinominal del PRI, María Luisa Pérez Perusquía y que en el caso de que ninguna de las fracciones tuviera el 50+1, entre todas las fracciones están facultadas para elegir a quien coordinaría al pleno de los diputados.

Con este cambio a la Ley Orgánica, que es un albazo claro, quieren que el gobernador siga teniendo el control del Poder Legislativo, con lo que también queda evidenciado que aquellos personajes que supuestamente se han sumado a los postulados del presidente de la República electo, Andrés Manuel López Obrador, de no robar, no traicionar y no mentir, son solamente dichos de “dientes para afuera”.

A esta manifestación en la que mantienen vigilados todos los accesos al palacio legislativo, incluida la entrada del Archivo General del Poder Judicial del Estado, puesto que por ahí encontraron una forma de brincar hacia la explanada del Congreso, también estaban Abraham Mendoza y miembros de la dirigencia estatal del partido Morena.

A pesar de que en un momento informaron que el plantón se mantendría el tiempo necesario, a fin de que se cumplan los plazos de convocatoria para la realización de la sesión, incluso con lo que se impediría el nombramiento de la mesa directiva de la diputación permanente que debería fungir durante el mes de agosto, después el propio líder morenista pidió a los manifestantes que se comenzaran a dispersar.

Y es que todo indicaba que se buscó otra sede alterna para desahogar la sesión ordinaria número 151, en cuyo orden del día se incluía el dictamen que suspende del cargo a regidores de Tula; y lo que molestó a morenistas es el dictamen que autorizaría al gobierno estatal celebrar operaciones de refinanciamiento y reestructuración de deuda pública; además de reformas a la Ley Orgánica.

El líder estatal de Morena convocó a sus correligionarios a realizar una marcha el jueves 2 de agosto, a partir de diferentes puntos y concluir en Plaza Juárez.   *NI*

ÚLTIMAS NOTICIAS

PUBLICIDAD

ARCHIVO